Francisco o Pakete que es su mote,tiene once años y todo su equipo iba a DisneyLand.

Hicieron una carrera de bicicletas para ver quien llegaba primero a DisneyLand Paris y elegía atracción. Estaban en cabeza Pakete y Toni que era el goleador del equipo aunque era un chulito. Llegaron tan rápido que cuando se dieron cuenta se chocaron contra la pared del parque de atracciones.

Al final, nadie pudo elegir atracción porque su madre y tres madres más de los del equipo les obligaban a montarse sólo en las atracciones que ellas querían.

Muchas atracciones aburridas, aunque las madres se lo pasaron genial. Eran las seis y media y se tenían que ir al hotel porque en Francia se cena muy pronto.

En las noticias salió una noticia de que por toda Europa había ceniza volcánica en el aire, y cada vez bajaba más.

Se fueron a cenar, las madres se fueron de la mesa de repente, y apareció el director de DisneyLand Paris, Luccien que era un niño francés con el que ya habían jugado otras veces, y su madre. Les dijeron que por culpa de las cenizas volcánicas no podía venir la selección brasileña para inagurar la nueva atracción, la lluvia de meteoritos. Así que tenían que jugar contra ellos.

De pronto se abrió el telón del escenario y salieron Alicia, nuestra entrenadora y nuestras madres. Salían a cantar una canción de Queen llamada "We will rock you".

Todos nos quedamos con la boca abierta. Cuando terminaron, nos sentamos a cenar y les dijimos la idea, ellas aceptaron y el partido empezaría a las 10:00 de la mañana.

Al día siguiente, nos llevaron por todas las instalaciones y nos enseñaron la copa del ganador. De repente, las luces se apagaron y cuando encendieron no estaba la copa.

Antes del partido encontramos una carta negra diciendo que teníamos que ponernos la equipación rosa y que metiéramos un gol en el primer minuto. Si no cumplíamos esas indicaciones mandarían un video a la policía en el que estaba demostrado que la copa la habíamos robado nosotros.

Discutimos y al final Camuñas, el portero, y Tomeo, el defensa del equipo confesaron que habían robado la copa,pero no sabían donde estaba. Así que tenían que obedecer.

En el final de la primera parte del partido iban perdiendo de paliza, pero habían cumplido todo, también se encontraron unas nuevas instrucciones, dar un beso a Luccien, cantar nuestro himno al comenzar y ganar.

Cumplimos todo y nos enteramos que había sido un plan de la entrenadora, encontramos la copa y pudimos estrenar la nueva atracción.

Comentarios  Ir a formulario

No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.